Paro docente: adhieren los gremios de todo el país y se suman los universitarios

 Paro docente: adhieren los gremios de todo el país y se suman los universitarios

Este jueves habrá paro docente en las escuelas estatales de todo el país, en reclamo de la restitución del Fondo Nacional de Incentivo Docente (FONID) y de la “urgente convocatoria a la paritaria nacional docente”, la instancia en la que los gremios negocian con el Gobierno nacional el salario mínimo de los educadores. La medida de fuerza es convocada por CTERA, la confederación mayoritaria de gremios docentes. El jueves también paran los profesores universitarios nucleados en Conadu y Conadu Histórica.

El reclamo de CTERA incluye no solo el envío del FONID, sino también del Fondo de Compensación Salarial Docente (que solo cobran las provincias de menores recursos), financiamiento para escuelas técnicas, comedores y copa de leche, e infraestructura escolar (sobre todo, para la construcción de jardines de infantes y escuelas secundarias).

“Son fondos nacionales para los que estaban asignadas las partidas en el presupuesto. El Gobierno había confirmado que los enviaría en las reuniones de la paritaria nacional, pero aún no llegó nada a las provincias. El único fondo nacional que sí se envió es el de la quinta hora de clase, y algo para evaluación”, dijo a Sonia Alesso, secretaria general de CTERA, a Infobae.

El paro también es en reclamo de “la restitución de un piso salarial a nivel nacional”, mientras permanece abierta la negociación del salario mínimo. Ya hubo tres reuniones entre los gremios nacionales y las secretarías de Educación y de Trabajo del Ministerio de Capital Humano, en las que participaron también los ministerios de Educación provinciales. En la última reunión, la propuesta oficial fue llevar el salario mínimo docente a $325.000, pero la oferta fue rechazada.

Fuentes de la Secretaría de Educación dijeron a Infobae que están “en diálogo con todos los sectores” y confirmaron que la mesa salarial se encuentra en cuarto intermedio. El miércoles el vocero presidencial, Manuel Adorni, había asegurado que el Gobierno nacional “va a descontar” el día a los docentes que adhieran al paro. Sin embargo, esa es una medida que solo puede tomar cada provincia.

“Consideramos que el camino que corresponde es que se descuente el día a quienes adhieran al paro porque son jornadas no trabajadas. En este sentido, queremos remarcar que los alumnos no deben ser rehenes de un conflicto sindical. Por eso, creemos que las jurisdicciones deben arbitrar los medios necesarios para evitar esta situación y sostenemos que el descuento del día no trabajado es una herramienta válida”, dijeron desde la Secretaría de Educación.

También paran los universitarios

En el nivel universitario, Conadu y Conadu Histórica convocan a una “jornada nacional de lucha en defensa del salario y la universidad pública”, junto con los gremios docentes de la UBA (FEDUBA y AGD) y con ATE Conicet. A las 13.30 habrá un “banderazo” en Plaza Houssay, frente a la Facultad de Medicina de la Universidad de Buenos Aires. Los universitarios ya habían parado el pasado 14 de marzo.

“Visto que en las últimas horas se ha efectivizado la eliminación del FONID, mientras se producen miles de despidos en el Estado y se anuncian muchos más, CONADU reafirma la convocatoria ya anunciada para el día jueves 4 de abril y se suma de manera activa al paro dispuesto por CTERA para esa misma fecha, con actividades de visibilización del conflicto y la participación, junto a la CTA, en la marcha al Congreso de la Nación contra el ajuste de las jubilaciones”, señaló la entidad gremial universitaria en un comunicado. Las medidas de fuerza continuarán el 10 y 11 de abril.

La paritaria universitaria tampoco llegó a un acuerdo, luego de que los sindicatos rechazaran el 12% que ofreció en marzo la Subsecretaría de Políticas Universitarias. En medio del conflicto por el congelamiento del presupuestola UBA lanzó la semana pasada una campaña para sumar firmas contra el recorte del financiamiento para salarios y gastos de funcionamiento.

Son tiempos de junta de firmas: también la Federación Universitaria Argentina (FUA) lanzó una petición en la plataforma Change.org para solicitar al secretario Carlos Torrendell que “el presupuesto universitario aumente acorde a la inflación”, con el objetivo de asegurar que las universidades “puedan continuar funcionando y forjando el futuro de nuestro país”.

Por su parte, este miércoles la Federación de la Universidad de Buenos Aires (FUBA) organizó en el Ciclo Básico Común (CBC) un “último primer día” (UPD) simbólico como acción de protesta “para denunciar el posible cese de clases en el segundo cuatrimestre en caso de continuar el recorte”.

FONID y jubilaciones, los principales reclamos

El reclamo por el FONID fue judicializado por varias provincias, entre ellas La Rioja, Misiones, Chubut, Río Negro, La Pampa y Salta. Además, existen nueve proyectos de ley presentados por legisladores de distintos bloques, tanto en Diputados como en Senadores, para restituir esa porción del salario docente que pagaba el Estado nacional desde fines de 1998. Desde CTERA advirtieron que la eliminación del FONID “agrava, aún más, la situación salarial de la docencia, ya que significa entre un 10% y 20% de rebaja salarial, y además afecta los presupuestos educativos de las provincias”.

La cuestión jubilatoria es otro de los reclamos centrales del paro nacional impulsado por CTERA, que pide “aumento urgente para los haberes de las docentes y los docentes jubilados”, así como el envío de los fondos nacionales para las cajas previsionales provinciales.

La medida de fuerza llega un día después de que el Gobierno habilitó la web para solicitar los vouchers con los que prevé ayudar a las familias a pagar los aranceles de las escuelas privadas cuya cuota mensual no supere los $54.396.

“Al mismo tiempo que se desfinancia la educación pública, se genera una doble financiación de la educación privada: a la oferta (las subvenciones) y ahora a la demanda (los vouchers). Es un intento de privatizar y mercantilizar la educación, que va a profundizar las desigualdades”, considero Alesso.

“En el mundo los vouchers fracasaron. En Suecia el sistema no funcionó; en Chile generó una terrible segregación educativa: escuelas pobres para pobres y escuelas ricas para ricos. Es una medida que privilegia a un sector de la sociedad mientras perjudica a otro”, continuó la titular de CTERA.

El paro del jueves no tiene la adhesión de los cuatro gremios docentes nucleados en la CGT: UDA, AMET, SADOP y CEA. “Estamos reunidos permanentemente, evaluando el escenario. No descartamos medidas de fuerza más adelante, pero hemos decidido no hacer paro para privilegiar el diálogo”, dijo Sergio Romero, secretario general de la Unión de Docentes Argentinos (UDA), a Infobae. “Más de la mitad de los docentes en Argentina son pobres: necesitamos una reacción urgente del Gobierno”, agregó Romero.(Infobae)

Noticias relacionadas

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial